Historias de usuarios: Unificación de Nomenclaturas Catastrales en La Falda

Compartilo en las redes

Contribución:
Téc. Héctor Medina
Equipo de proyecto, La Falda


09 de septiembre 2020.

“Historias de usuarios” es una sección del Novedades IDECOR donde profesionales, municipios y demás entidades comparten aplicaciones y soluciones implementadas a partir de la IDE provincial. Permite conocer los desafíos habituales que se presentan en la gestión del territorio y las diferentes respuestas encontradas, los caminos recorridos, cómo se sortearon dificultades y las lecciones claves aprendidas.

En post anteriores publicamos Historia de “geo” usuarios: Municipio de Cosquín y Villa Allende e IDECOR: sinergias para mejorar la gestión del suelo urbano. En esta nota, presentamos la experiencia del municipio de La Falda donde se implementó un proyecto especial para la unificación de las nomenclaturas catastrales con el Catastral Provincial.

Tengo que decir, que MapasCordoba está en cada momento de mi trabajo. Generalmente, utilizo una copia de los objetos gráficos en mi notebook, que descargo a través de los geoservicios, pero no es extraño que ingrese a la plataforma web para hacer consultas puntuales o corroborar los resultados obtenidos de algún proceso.” Héctor Medina

La Falda y el proyecto UNO

La Falda se ubica en el departamento Punilla, sobre RN 38 y cuenta con algo más de 16.000 habitantes (según Censo Nacional 2010). A nivel territorial, cuenta con 11.945 parcelas y 619 manzanas según la Dirección General de Catastro de la Provincia, y 12.095 parcelas y 615 manzanas según el registro municipal.

La diferencia o inconsistencia de los datos catastrales genera numerosas consecuencias negativas. En primer lugar, la falta del soporte jurídico para generar deuda a una parcela que no existía en la provincia. Por otra parte, inconvenientes múltiples que devienen en deudas de servicios por no tener los parámetros de los objetos territoriales actualizados, lo que se trasforma con los años, en una situación de inequidad tributaria. Tercero, una base de datos no confiable y por lo tanto, carencia básica para la toma de decisiones fundadas. Podrían mencionar muchas más, que en definitiva se traducen en el aumento de tiempos y costos de funcionamiento del catastro municipal.

El Proyecto UNO (Unificar NOmenclaturas) de La Falda se llevó adelante con la participación de las siguientes áreas: el Departamento Ejecutivo (Intendente y Secretario de gobierno), Catastro Municipal, Secretaría de Hacienda, Área de Sistemas y un grupo de profesionales externos. Se implementó en 4 pasos básicos, con muy buenos resultados (Imagen 1).

Imagen 1. Etapas del Proyecto UNO.

1ra etapa: Ordenar y enlazar dentro de las divisiones catastrales

En la primera etapa del proyecto se analizaron los datos disponibles para diseñar una estrategia de trabajo. Para eso, lo primero que se comparó fue la nomenclatura por niveles. Se descargaron las manzanas de MapasCordoba y se dividieron por circunscripción y sección catastral, usando colores en un mapa. Así, se obtuvo un primer plano de trabajo en papel (Imagen 2). Contar con los planos en formato papel y de grandes dimensiones, permitió trabajar en equipo con todos los involucrados en el proyecto. Este primer plano fue corregido, dibujado entre todos los involucrados, con el fin de establecer las relaciones entre los códigos del sistema municipal con las nomenclaturas provinciales.

Uno de los principios en los que se basó la estrategia fue ordenar y enlazar por grupos. El primer grupo que se seleccionó fue “circunscripción-sección”, siendo la primer tarea enlazar las manzanas dentro de las circunscripciones-secciones.

Con el mapa municipal y el mapa impreso desde QGIS, se puntearon las manzanas y asignó el número correspondiente a cada una, allí se detectó que el nombre municipal de la manzana tiene 4 dígitos, agregando un “0” (cero) a la manzana de la DGC. Se nombraron a las manzanas usando la circunscripción, la sección y la manzana, usando 7 dígitos para DGC y 8 para el sistema municipal. De esta manera, el punteo de manzanas en el plano fue más ágil. Se disponía de una lista y se corregían donde la regla-patrón no se cumplía. Salvo algunas excepciones, por las que una manzana correspondía a dos o más manzanas en el otro registro y por errores en los planos papel, se obtuvieron resultados en forma rápida y confiable.

Imagen 2. Plano de Secciones de 1,50m x 0,90 m.

Con las manzanas enlazadas y  siguiendo el principio de enlazar por grupos, se diseñó una estrategia para vincular parcelas. Se intentaron varias pruebas manuales, siempre comparando las parcelas de una misma manzana.

En QGIS se utilizaron las viejas planchetas de manzanas, escaneadas y georreferenciadas, realizando un trabajo manual de edición en la tabla de atributos, tal como se mostró en el webinar Uso de MapasCordoba para planificar y gestionar en tu municipio. No obstante, esta tarea requería demasiado tiempo y además, había planchetas sólo para algunas manzanas, las que se disponían estaban desactualizadas y muchas veces tenían errores de confección. Alternativamente, se compararon las planchetas papel con Catastro Online en un monitor y se escribía en una fotocopia (Imagen 3).

Imagen 3. Borradores de trabajo

2da Etapa: Aplicación de algoritmos para encontrar pareja

En esta etapa se recurrió a un gestor de bases de datos (MS SQL Server) para la realización de actividades de gestión de datos más complejas. En primer término, se depuraron los campos de Designación Oficial, Número de Cuenta y Dominio/Matrícula, con algoritmos que permitieron un contenido homogéneo en cada campo. Por ejemplo, la designación oficial fue puesta en dos columnas Mza (Nro y/o letra de Manzana) y Lt (Nro y/o letra de Lote), de manera de encontrar con facilidad las coincidencias. Se limpiaron caracteres no numéricos de las cuentas de Rentas y algo similar se hizo con los dominios y matrículas. Se necesitaba disponer de varios cruces utilizando los diferentes campos, de manera de obtener un ranking de certeza de coincidencias entre las parcelas.

Luego, se aplicó un algoritmo de combinaciones (alrededor de 400.000) entre las parcelas de una manzana y a cada posibilidad se le aplicó un puntaje obtenido por cruces de 10 campos distintos. De esta manera, sin intervención manual y usando SQL, se obtuvo 55% de las coincidencias (Imagen 4). Es importante recalcar que toda la información utilizada por SQL se obtuvo de MapasCordoba y del sistema municipal.

Imagen 4. Primeras coincidencias por algoritmos.

3ra Etapa: Recurriendo al proceso visual y manual

El objetivo planteado inicialmente fue llegar al 80% de coincidencias. Ante ello, luego de la 2da etapa, debió recurrirse al trabajo visual y manual, sumando el auxilio de una aplicación realizada específicamente para este caso, desarrollada en lenguaje de programación C#. Esta nueva herramienta fundamentalmente brindó ayuda para ir enlazando las parcelas que faltaban, comenzando con las manzanas más completas a las menos completas (Imagen 5). De esta forma, para las manzanas más “fáciles” se lograron picos de velocidad de cerca de 100 enlaces por minuto, pero en la mayoría de los casos no fue  tan rápido. Así, se logró alcanzar un 82% de coincidencias.

Imagen 5. Enlace manual asistido por software propio.

4ta Etapa: Control

Los resultados obtenidos tuvieron que confrontarse nuevamente con los datos del Catastro Provincial y del sistema municipal. La tarea estuvo a cargo del Catastro Municipal, que fue revisando casos individuales utilizando MapasCordoba, el Sistema de Información Territorial (SIT) de la DGC y el mismo sistema municipal PGM.

También se aplicaron algunas consultas en SQL y QGIS cuando surgían dudas, por ejemplo los PH, cruzando campos que presentaban una amplia diferencia entre DGC y PGM. Cuando se desconfiaba de alguna situación, se convertía en una investigación de mayor detalle. De esa manera, se diseñaron filtros para trabajar con conjuntos de cuentas que se pudieran confrontar individualmente.

Nuevamente, se utilizaron los geoservicios de IDECOR para descargar capas en QGIS y realizar los controles. En esta etapa se pretendía completar el 18% restante de enlaces, pero surgió un inconveniente que se identificó gracias a MapasCordoba.

En QGIS se realizó una simulación de escenarios de liquidación de la Tasa a la Propiedad, para observar el comportamiento de la incorporación de las mejoras declaradas en DGC y no existentes en el sistema municipal, aunque inicialmente no se alcanzaron los montos que se esperaban debido al efecto de la fórmula de cálculo.

Los resultados obtenidos no serían posibles sin los datos de la (DGC y MapasCordoba. Tenemos expectativas de lograr una excelente recaudación para el año que viene, en el que se puedan cobrar las contraprestaciones equitativamente en función del servicio prestado“. Héctor Medina

Contanos tu experiencia!

Si sos usuario de IDECOR y MapasCordoba y querés compartir tu experiencia o estudio de caso, escribinos a [email protected]

——————————————————————————————————————–

Héctor Medina es Técnico Superior en Programación, realizó la Diplomatura Superior en Catastro aplicado al Desarrollo Urbano, de la Facultad de Ciencias Exactas Físicas y Naturales, UNC. Forma parte de la consultora Gestión Pública y realiza numerosos trabajos en municipios, como Villa Giardino, La Falda, Cosquín, Valle Hermoso, entre otros.

Categorías: Novedades